COVID-19: ¿Pueden los padres negarse a llevar a sus hijos al colegio?

Comparte en tus redes

A finales de agosto, muchas familias de toda España se unieron para hacer pública su intención de no llevar a sus hijos al colegio. ¿El motivo? Principalmente, el miedo a los contagios y la falta de confianza en las medidas sanitarias que se iban a implementar en los centros educativos de todo el país. 

Como respuesta a esta declaración de intenciones, la Fiscalía General del Estado se vio obligada a emitir en septiembre una circular, en la que dejaba clara la obligación de escolarizar a los niños entre los 6 y los 16 años

En las siguientes líneas, repasamos la postura de la Fiscalía y las consecuencias a las que se enfrentan los progenitores que decidan no llevar a sus niños al colegio.

Una preocupación para las asociaciones de padres y madres

La inquietud de los progenitores no surge de la nada. Reclaman medidas muy concretas, como una mayor inversión para poder reducir el ratio de alumnos por aula. Y ponen un ejemplo muy claro: ¿en qué empresa, en la actualidad y con los datos que tenemos encima de la mesa, se permite que 30 personas trabajen juntas durante horas en una habitación de, como mucho, 35 metros cuadrados?

Desde los centros se intenta explicar a los padres que en los colegios se forman una especie de ‘burbujas’. Es decir, grupos de alumnos que conviven siempre juntos, sin juntarse con los demás, para evitar la propagación del virus

Pero, esto, lejos de convencer a los padres, supuso para ellos una evidente contradicción. ¿De qué sirve hacer grupos ‘burbuja’, si después se juntan todos, sin ningún criterio, en el comedor, en el autobús o en el aula matinal?

La acción del Gobierno para una vuelta al cole segura

Cierto es que el Ejecutivo anunció una serie de decisiones para conseguir que llevar a los niños al colegio fuera seguro. Pero estas medidas, pasado el tiempo, se ha comprobado que son en realidad insuficientes, por escasa efectividad o por ser imposibles de cumplir. Algunas de las más destacadas son:

  • No se debe llevar a los niños si presentan síntomas compatibles con COVID-19.
  • Cada día, se tomará la temperatura a todos los alumnos.
  • Se escalará la entrada y la salida a los centros.
  • Los niños no podrán compartir material ni beber agua de las fuentes del centro.
  • Se recomienda lavarse las manos, como mínimo, 5 veces al día.
  • Se prima el acceso a pie, no en coche, para evitar aglomeraciones.
  • En el autobús, cada niño tendrá asignado un asiento fijo durante todo el curso.
  • Durante todo el día habrá personal de limpieza trabajando en los centros, y se ventilarán las aulas, al menos, 10 minutos cada hora.

Aparte, con el objetivo de facilitar la contratación de nuevos docentes, el Gobierno aportó a las comunidades autónomas 2000 millones de euros a fondo perdido. Sin embargo, esta cifra se encuentra lejos de poder cubrir los 165 000 nuevos puestos de trabajo que se estiman necesarios para reducir las ratios por clase.

La posición oficial de la Fiscalía

Ante este contexto, tal y como avanzábamos al principio, la Fiscalía tiene muy clara su posición: la escolarización de los niños es obligatoria, salvo que exista una justificación clara. Entiende la preocupación de los padres, pero recuerda que no llevar a los hijos al colegio de manera injustificada constituirá un incumplimiento de los deberes derivados del ejercicio de la patria potestad.

En consecuencia, si un alumno falta sin motivos y de forma repetida, el centro tiene la obligación de avisar a los servicios sociales. Ellos mediarán, pero si la conducta persiste, la sección de menores de la Fiscalía se hará cargo del asunto y estudiará las circunstancias del caso. Si, tras el análisis, considera que la conducta no tiene justificación, emprenderá acciones por la vía penal contra los progenitores responsables.

Por tanto, queda claro: no es buena idea tomar la decisión de dejar de llevar a los niños al colegio sin una adecuada y sólida justificación. 

Consulta a uno de nuestros Abogados Especilistas para saber qué procedimiento es el mejor en tu caso.

Recuerda que llamando al 605939305 o accediendo a tuAppbogado podrás recibir distintos presupuestos y elegir al abogado que estás buscando de forma rápida y sencilla.