Blog

Ventajas y desventajas de autonomos

En tiempos en los que el desempleo no parece dar todas las buenas noticias que muchos esperaban, hacerse autónomo parece ser una de las salidas que algunos jóvenes comienzan a contemplar como posibles y positivas. Sin embargo, antes de darte de alta como trabajador por cuenta propia tienes que conocer algunos de los trámites frecuentes y ciertos conceptos que serán importantes para el éxito de tu actividad.

Trámites necesarios para hacerse autónomo

  • Alta en Hacienda: es un trámite bastante sencillo que puedes realizar online, si tienes un certificado digital o una clave PIN, y que no tiene ningún coste para ti. El formulario que debes solicitar es el 036 y en él has de colocar tus datos personales y aquellos relativos a la actividad. Al mismo tiempo, debes elegir el régimen por el que vas a pagar los impuestos, siempre y cuando tu actividad permita la cotización en varios.
  • Alta en el Censo de Empresarios y Retenedores: pese a que se rellena en el mismo documento anterior, es importante cubrirlo con los datos adecuados. Este trámite sí tiene coste para las empresas, pero es gratuito para los autónomos. Lo que debes hacer es seleccionar un epígrafe dentro de todos los que tienen disponibles que se ajuste a la actividad que vas a realizar.
  • Alta en la Seguridad Social: una vez te hayas dado de alta en Hacienda, podrás pasar por las oficinas de la Seguridad Social a dar el siguiente paso para hacerse autónomo. También puedes hacerlo online a través de la sede digital del ente. Para darte de alta en la SS, necesitarás cubrir un formulario con tus datos y presentar una copia del modelo 036 anterior.

Hacerse autónomo en sí mismo no es un proceso demasiado complejo porque en el mismo día de hacer todos los trámites necesarios para comenzar tu actividad. Sin embargo, lo que sí resulta un tanto más complejo es llevar la contabilidad trimestral a la que quedarás obligado una vez te des de alta. Hay que presentar el IVA (salvo en el caso de que tengas recuento equivalente), así como los pagos a cuenta del IRPF.

Si en algún momento quieres convertir tu actividad como autónomo en una actividad que pase a estar gestionada por una sociedad, es decir, crear una empresa, lo mejor es que consultes con un abogado especialista en derecho mercantil para que te asesore acerca de su conveniencia y te acompañe en todos los trámites que hay que realizar. A través de la web Plantea tu caso de tuAppbogado puedes explicar lo que necesitas para obtener respuesta de hasta tres profesionales. A partir de ahí, puedes elegir al que mejor te convenga para que te represente.

[Total:0    Promedio:0/5]
¿Te ha gustado? Compártelo:Share on Facebook
Facebook
0Share on Google+
Google+
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email