¿Pueden ser los mensajes de WhatsApp prueba judicial de divorcio?

Whatsapp como prueba judicial

Los juicios por divorcio son cada vez más complejos. De hecho, muchos especialistas en terapias de matrimonio coinciden en señalar que cada vez es más difícil mantener una relación de pareja sana por las nuevas tecnologías. Y esas mismas nuevas tecnologías son las que influyen en los procedimientos de los tribunales. De hecho, una de las cuestiones que más preguntas sin respuesta detallan en la red es saber si los mensajes de Whatsapp pueden ser prueba judicial de divorcio. Lo cierto es que depende. Antes de seguir, te recomiendo que eches un vistazo a este artículo sobre el divorcio por infidelidad en España, porque puede que creas cosas que la ley ya no admite como tal.

Mensajes de Whatsapp como prueba judicial en un divorcio

Hay que tener en cuenta que cualquier prueba, antes de ser aceptada como tal, debe pasar un examen pericial que la declare valida. Además de eso, debe intentar probar un hecho punible. En ese sentido, como la infidelidad per se no se considera un delito -ni tan siquiera una falta como tal- difícilmente resultará útil utilizar los mensajes instantáneos en el juzgado. Cosa diferente sería utilizar esos mensajes de WhatsApp para demostrar ante el Tribunal que la pareja abandonó sus obligaciones matrimoniales o las que tenía como padre/madre. En ese caso sí que resultaría una prueba interesante porque el vínculo exige compromiso y una serie de consecuencias si no se cumplen.

¿Cuándo no pueden ser utilizados los WhatsApp como prueba judicial?

La tecnología deWhatsApp va por delante de las actuales leyes. Aunque los tribunales se van adaptando y son muchos los que han aceptado los WhatsApp’s como prueba judicial hay otras normativas que están por encima de la aceptación de pruebas. Un buen ejemplo de ello es todo lo relativo al derecho a la intimidad de las personas. En ese sentido, no se permitiría el uso de mensajes si no fueran emitidos o recibidos por una de las partes. Es decir, de primeras, un juez no admitiría un WhatsApp como prueba judicial si no están ambas partes implicadas. Hacerlo podría implicar la vulneración del mencionado derecho, e incluso tener consecuencias penales por el delito de revelación de secretos.

Si en tu caso estás pensando cómo salir de tu relación actual porque ya no tiene sentido, y estás dándole vueltas a algunas de las conversaciones de WhatsApp, creemos que lo mejor será que consultes tu caso con un abogado especialista en divorcios. Si buscas uno en tu provincia, en nuestra web Plantea tu caso podemos ayudarte.

[Total:5    Promedio:4.2/5]